Que ver y hacer en la provincia de Segovia

1

10 cosas imprescindibles que ver y hacer en Segovia.

Segovia es una provincia con innumerables reclamos, resumirlos en un post es prácticamente imposible a riesgo de sobrepasar el tiempo aconsejable de lectura. Su condición de provincia limítrofe con Madrid y la equilibrada oferta entre naturaleza y monumentos la convierte en destino ideal de fines de semana.

Aquí hay 10 razones para escapar a Segovia, condensadas, pues podrían ser 50.

1 Pueblos y Villas históricas.

Sepúlveda, Villa histórica y monumental.

Sepúlveda, Villa histórica y monumental.

Durante el siglo X y XI las tierras de Segovia constituyeron la llamada Extremadura castellana, lo que propicio un rosario de fundaciones y repoblaciones destinadas a consolidar la presencia cristiana.

Para ello se otorgaron fueros y privilegios que hicieran atractivo el asentamiento de colonos en esta zona. Asi se origino la prosperidad de las grandes villas señoriales que nos han legado un gran patrimonio monumental, como es el caso de Sepúlveda, Pedraza, Ayllón, Maderuelo, Turégano, Cuellar.

Magnificas iglesias románicas, recintos amurallados, palacios señoriales, plazas mayores, castillos, y callejuelas detenidas en el tiempo adornan estas localidades.

2 El Románico.

Románico de Segovia.

Románico de Segovia.

El arte rural por excelencia concentra una gran cantidad de ejemplos en Segovia, además presume de un elemento que en la provincia alcanza gran desarrollo, las galerías porticadas a la entrada de los templos, posiblemente las más notables de España.

Valga como mínimo ejemplo, las iglesia de El Salvador en Sepúlveda, Nuestra Señora de la Asunción en Duratón, San Miguel de Sotosalbos, Santiago el Mayor de Turégano, la pequeña y encantadora Ermita de Nuestra Señora de las Vegas de Santiuste de Pedraza, o las impresionantes iglesias de San Millán, San Martin y San esteban en la propia capital, sin olvidar la curiosa y singular Iglesia templaría de la Vera cruz, y el mudéjar de la comarca de Cuellar.

3 Castillos y murallas.

Castillo de Turégano.

Castillo de Turégano.

La ya mencionada condición fronteriza de Segovia le proporciono sus correspondientes recintos defensivos, sumado al deseo de mostrar su poder de los grandes señoríos nobiliarios y eclesiásticos. Así junto con el incomparable Alcazar de Segovia, se encuentran otras grandes fortalezas, como Coca, Turégano, Pedraza y Castilnovo, todas ellas puestas en valor y visitables.

Hay que añadir las villas amuralladas, como el caso de Pedraza, Fuentidueña, Ayllón, Maderuelo, Sepúlveda y Cuellar.

4 Pueblos con encanto.

Madriguera, un rincón de un pueblo rojo.

Madriguera, un rincón de un pueblo rojo.

Otras villas, mas alla de los monumentos, destacan por su conjunto rural. Su excelente conservación o rehabilitación los convierte en el paradigma del turismo rural.

Destacan sobretodo en el noreste de la provincia los llamados pueblos rojos y negros, como Madriguera, Villacorta y El Muyo. Pero sin olvidar otros como Sotosalbos y Fuentidueña.

5 Reales Sitios.

Palacio Real de Riofrío.

Palacio Real de Riofrío.

Algo debía tener estas tierras para que reyes y reinas decidieran construir aquí sus grandes residencias de recreo, La Granja de San Idelfonso, y el Real Palacio de Riofrío dan fe de este esplendor real en el siglo de las luces.

Palacios que unen a sus cualidades arquitectónicas y museísticas, sus bellos y amplios jardines repletos de fuentes como el caso de La Granja, o sus bosques privados con centenares de gamos y ciervos como en Riofrío.

6- Fiesta eventos y celebraciones.

Pedraza, acoge el Concierto de las Velas.

Pedraza, acoge el Concierto de las Velas.

Una gran oferta que se inicia en la capital, con actividades como el Festival Internacional de Folk en la primera semana de Julio, o Festival Internacional de Teatro de Títeres (Titirimundi), en Mayo, los Conciertos de la Velas en Pedraza, la fiesta de las Aguederas en Zamarramala una de las más antiguas de España, etc.

7- Naturaleza.

Montes de Valsaín.

Montes de Valsaín.

La cantidad de parajes naturales de la provincia es difícil de resumir, destacan los bellos montes de Valsaín (reserva de la biosfera) donde se ubica el área recreativa de la “Boca del Asno” o “Los Asientos” en Navacerrada. Los embalses del Pontón y embalse de las Vencias para practicar deportes acuáticos. Las Hoces del río Riaza y las Hoces del Duratón, hayedos, acebales y parajes como el nacimiento del río Aguisejo todos ideales para el senderismo y el contacto con la naturaleza.

8- Turismo activo.

Hoces del río Duratón. Lugar de practica del piragüismo.

Hoces del río Duratón. Lugar de practica del piragüismo.

Montar a caballo, senderismo, piragüismo, vuelo en globo, vuelo sin motor, deportes de invierno, todo es posible en Segovia. La vertiente norte del Parque Nacional de la Sierra de Guadarrama, permite el senderismo durante todo el año, o el esquí nórdico durante el invierno. El esquí alpino se pude practicar en la estación de la Pinilla.

Otras localidades como Sebúlcor en el Parque Natural de las Hoces del río Duratón están especializadas en turismo activo, primordialmente el piragüismo.

9- Gastronomía.

El Lechazo, un imprescindible segoviano.

El Lechazo, un imprescindible segoviano.

La oferta gastronómica abarca un sinfín de productos agrarios, pero sin duda los figones segovianos son lo más famoso en este apartado, o quizás debiera decir en todos los apartados.

Los famosos figones segovianos pueblan localidades como Pedraza, Sepúlveda, Turégano, o Riaza. Allí se sirve el Cochinillo de Segovia, que bajo criterios dictados por la Marca de Garantía llega a las mesas a las tres semanas de haber sido criados con leche materna y alcanzado los cinco kilos de pesos.
Su competidor es el Lechazo de Segovia que cuenta con su propia IGP (Indicación geográfica protegida) también alimentado únicamente con leche materna.

Otro aspecto destacable pues combina el placer del paladar con el disfrute de la naturaleza, es la práctica de la micología. La vertiente segoviana de la Sierra de Guadarrama y la Sierra de Ayllón son lugares idóneos para esta actividad y cuentan con asociaciones, puntos de información y expiden autorizaciones para recolectar.

10- Y naturalmente…Segovia.

La bella estampa del Alcazar de Segovia.

La bella estampa del Alcazar de Segovia.

Ciudad Patrimonio de la Humanidad de la UNESCO, requeriría más de un día para contemplar sus innumerables monumentos como el Acueducto, el Alcázar y la Catedral, pero sin desmerecer las numerosas iglesias románicas, u otros atractivos como recorrer la judería, el barrio de la canonjías, el barrio de los caballeros, o la casa de Antonio Machado.

Sobre el autor

Salvador Gutiérrez Sánchez, Licenciado en Derecho, y aun preguntándose por qué. Como ya soy mayorcito ahora estoy a punto de graduarme en Geografía e Historia. Adoro viajar desde antes de tener uso de la razón, pues esta la adquirí hace poco. En este blog cuento mis viajes, mis experiencias, y especialmente los testimonios culturales y artísticos de los lugares por donde paso. Creo que un lugar se vive y se entiende mejor si conoces lo que antes sucedió. No pretendo entrar en grandes erudiciones, que o bien no poseo, o no son objeto de este blog. Solo quiero hablar de viajar, viajar y viajar, y de cuando en cuando con un puntito de acidez, e ironía.

1 comentario

  1. Segovia es espectacular, un verdadero regalo para los sentidos… Por desgracia no pude visitar ningún pueblo de los alrededores, algo que sin duda me hubiera gustado.
    Me gustó la ciudad, pero lo que verdaderamente me fascinó fue su historia medieval, algo que se puede ver en su arquitectura y en la gran cantidad de monumentos que conserva. Una ciudad muy importante para Isabel la Católica y en cuyo lugar permaneció la corte hasta la muerte de su hermano.
    La verdad que visitar la catedral y el alcázar fue de lo que más me gustó visitar. El acueducto me gusto y he de decir que impresiona mucho en persona.

    Gracias por este post tan interesante y que cuenta tanto de la ciudad, te felicito.
    Saludos.