Panaji y la Vieja Goa, viaje a la India portuguesa.

0
Si te gusta comparteloTweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Pin on PinterestShare on LinkedInEmail this to someone

Goa. Una India diferente.

El estado de Goa en la India suele ser un destino de playa y palmeras. No es casualidad, existen otros estados costeros que podrían rivalizar con las playas de Goa, como Kerala.

Sin embargo el pasado portugués de este territorio ha provocado que la religión católica sea la mayoritaria, esto tiene muchas implicaciones, y una de ellas sin ser la principal, (ni tampoco la menos importante) es la tolerancia al consumo de alcohol. Y claro las playas con palmeras están bien, pero con cerveza mejor aún.

El verde y las palmeras son el decorado de Goa.

El verde y las palmeras son el decorado de Goa.

En los años 60 Goa se convirtió en un paraíso del movimiento hippie y así perduro hasta el punto de que aún queda algún individuo que se le fue la mano y sigue deambulando por las playas mientras tararea Lucy in the Sky with Diamonds .

Tiempos pasados, ahora sigue siendo un lugar donde leyes y costumbres indias se relajan, pero puede provocar muchos disgustos a los turistas que deciden consumir otras sustancias no legales como el alcohol, las cuales circulan con asiduidad por el estado.

Yo pase por Goa con poco tiempo, y mis intereses se enfocaban a la Goa histórica, la gran capital del imperio colonial portugués en África.

Llegar a Goa

Goa esta comunicada por avión desde todas las grandes ciudades indias, y muchos vuelos internacionales llegan a Goa previa escala en Mumbai. No obstante lo normal es llegar por tren. La línea más popular es la llamada Konkan (Info) que une Mumbai con Mangalore pasando por Goa. Existen dos expresos nocturnos desde Mumbai que tardan entre 10 y 12 horas en hacer el trayecto. Para conocer mejor los trenes indios me remito al post dedicado a Indian Railways.

ventanatren

En autobús es más incómodo que en tren, pero existen numerosos servicios que llegan a la ajetreada estación de autobuses de Kadamba en Panaji. Hay comunicación con Bangalore, Mangalore, Pune, Hospet y Mumbai, esta última tras más de 16 horas de bus.

Panjali, la capital del norte de Goa.

Lo primero que sorprende de Panjali es que tal y como todo el mundo te cuenta, no se parece al resto de la India. Arquitectura, vestimenta, gastronomía todo es sensiblemente diferente. Los colores de las casas, los hábitos más relajados.

Su enclave a orillas del río Mandovi, y sus casas de madera pintada con techos oscuros, le dan un aspecto muy particular.

Edificios coloniales del centro de Panaji

Edificios coloniales del centro de Panaji

Por las callejuelas del barrio portugues de Panaji.

Por las callejuelas del barrio portugues de Panaji.

La lluvia es muy habitual en todo Goa.

La lluvia es muy habitual en todo Goa.

Un canal del río Mandovi penetra en el interior de Panaji.

Un canal del río Mandovi penetra en el interior de Panaji.

En Panaji, la visita más habitual es la iglesia de Nuestra Señora de la Concepción, esta data de 1541, y era la iglesia que los marinos portugueses visitaban antes de iniciar su regreso a Lisboa. Su ubicación en pleno centro de Panaji la convierte en un punto idóneo para explorar la ciudad.

iglesia de Nuestra Señora de la Concepción en Panaji

Iglesia de Nuestra Señora de la Concepción

Muy cerca esta el barrio portugués con sus casas coloniales de colores, y desde esta iglesia parten las principales calles de la ciudad, con todos los servicios imprescindibles, bancos, cambio de moneda, restaurantes, hoteles, correos etc.

Dormir en Goa

Yo me aloje en el Udupi Lodging & Boarding

Mahatama Gandhi Road, Near Head Post Office, Panaji, North, Goa. (+91) 83222280470

Uno de los más económicos y sencillos, un caserón con aspecto colonial y techo de madera. Los servicios eran comunes pero limpios. El único problema es que una de las noches cayo el diluvio universal en forma de monzón y curiosamente en la habitación también llovía, así que tuvimos que dormir buscando un ángulo de la habitación en el que no lloviera.

Un sitio muy básico pero adecuado si no vas a pasar muchas noches.

La Vieja Goa.

El descubrimiento de América por los castellanos metió prisa a los portugueses en el asuntillo de llegar a las indias. Hasta 1492 iban por las costas atlánticas de África colocando Padraos cada vez un poquito más al sur. En 1487 Bartolomé Díaz doblo el Cabo de Nueva Esperanza y llego a Natal. Pero es en 1497 cuando Vasco de Gama, remontó todo el áfrica oriental y surcando el océano Índico llegó a Calicut (Kerala) en Mayo de 1498. El escaso centenar de portugueses firman tratados comerciales con las autoridades, y su regreso a Lisboa es todo un éxito comercial.

Alfonso de Alburquerque

Alfonso de Alburquerque. El León de Portugal.

Vasco de Gama y el León de Portugal.

Este éxito animo al reino de Portugal a armar 21 barcos en 1502 para una segunda expedición. Vasco de Gama regreso a Calicut y bombardeo la plaza en represalia por la muerte de algunos de los portugueses que quedaron en 1498. A continuación fundo la primera factoría portuguesa en India, Cochin.

A partir de aquí el avance fue imparable. Francisco de Almeida destrozo a la flota combinada de los fatimíes egipcios y musulmanes de Gujarat en 1509, dando a Portugal el dominio del Índico. Algunos de los derrotados se refugiaron en Goa.

Esa fue la excusa para que al año siguiente, Alfonso de Alburquerque,  el Marte portugués, héroe homérico de Las Luisiadas de Luis de Camoens, atacara Goa, y el 25 de Noviembre de 1510 obtuviera una épica victoria sobre más de 9000 musulmanes.

Goa sustituyo a Cochin como centro del imperio portugués en India. Fue la capital de 1510 a 1685.

Goa. La roma de Oriente.

La ciudad se extendía a lo largo del rio Mandovi. La parte a lo largo del río se llamaba la Ribeira Grande y allí se disponían la fundición, el arsenal, casa de la moneda, establos (de elefantes) etc. Más lejos de la orilla se encontraba el Terreiro Grande, con la casa del gobernador y los edificios comerciales como aduana y almacenes. Por su parte la masa de la población se alineaba en torno a la Rua Direita, que conducía a los magníficos templos y conventos, que en parte hoy podemos admirar.

Old Goa se encuentra a 9 kilómetros de Panaji. Se puede llegar en rickshaw o taxi (pactando precio primero) o en autobuses locales por 5 Rupias, que tardan 25 minutos en llegar desde Panaji.

En la Vieja Goa se disponen las iglesias, monasterios y conventos como si de un parque temático se tratara, parece que no hubiera habido nunca nada en el espacio que media entre uno y otro monumento. Pero en realidad los templos se encontraban en plazas adyacentes a la Rua Direita donde se congregaban hasta 60.000 almas en su época de máximo esplendor, cuando Goa era nombrada como la Roma de Oriente, o la Ciudad dorada.

Sin embargo las amenazas holandesas y las continuas epidemias provocaron que los portugueses trasladaran la capital en 1685 a Mormugao algo más al sur. Un enclave que nunca alcanzo el esplendor de su predecesora y que además utilizo muchos materiales de la Vieja Goa para su construcción.

Comer en Goa

Como todo lo demás, la comida también presenta sensibles diferencias con respecto al resto de la India. Mayor presencia de carnívoros, y sobretodo más productos del mar. Los langostinos tigre, la langosta, y el plato más típico, el Fish Balchao, un pescado al curry con salsa de coco

En la terraza del Hotel Venite de Panaji

En la terraza del Hotel Venite de Panaji

Hay varios sitios, pero indiscutiblemente desde hace muchos años la institución entre los viajeros es el Hotel Venite. Dispone de una amplia variedad de cocina goiana, y en un salón con un ambiente colonial muy acogedor. Tiene algunas mesas que dan a amplios ventanales desde los que ver el barrio portugués. Además sirven vino, supuestamente elaborado por ellos y que se deja tomar.

Hotel Venite.

Rua 31 De Janeiro | Sao Tomé, Panaji 403001, India

Que ver en la Vieja Goa.

El conjunto de Iglesias y conventos de Goa es Patrimonio de la Humanidad desde 1986

Catedral de Santa Catalina.

La Catedral de Santa Catalina de Goa se construyó entre 1562 y 1619, y su decoración interior finalizo en 1652. Es la mayor iglesia construida por los portugueses en el mundo.

Catedral de Goa. El mayor templo construido por los portugueses en el mundo.

Catedral de Goa. El mayor templo construido por los portugueses en el mundo.

El motivo de la construcción fue la conmemoración de la victoria de Alfonso de Alburquerque en 1510, un 25 de Noviembre, día de Santa Catalina de Alejandría, de ahí su nombre.

Fachada de la Catedral de Goa.

Fachada de la Catedral de Goa.

La iglesia es de estilo toscano por fuera y corintio por dentro, con una sola nave de 75 metros de larga y 55 metros de altura.

Iglesia y convento de San Francisco de Asís

Muy cerca de la Catedral se encuentra el convento e iglesia de San Francisco de Asís. Este no está habilitado para el culto, su interior delata una decoración barroca con un gran retablo, maderas labradas y paredes pintadas con motivos decorativos y escenas de la vida de San Francisco. Todo ello con un suelo repleto de lapidas con grabados y escudos de armas. La iglesia se inició en 1661.

Interior de la Iglesia de San Francisco de Asís

Interior de la Iglesia de San Francisco de Asís

El convento anexo contiene el museo arqueológico de Goa.

Basílica del Bom Jesus.

Es la iglesia más visitada de Goa por contener los restos del jesuita español Francisco Javier, el llamado “Apóstol de las Indias”.

Basílica del Bom Jesus

Basílica del Bom Jesus

Los reyes de Portugal habían convertido Goa en el centro de operaciones para la cristianización de Asia. Pero la empresa no avanzaba todo lo rápido que se esperaba. Las causas eran que se intentaba convertir a comunidades que no estaban políticamente sometidas (como en América) sino que sus autoridades eran de confesiones islámica o hindú. Además el cristianismo chocaba con el sistema de castas indio, que se encontraba profundamente arraigado en las conciencia de los nativos. Por otra parte la violencia en las conversiones era a menudo el metodo más empleado. La llegada de Francisco Javier en 1542 por petición propia del Rey Juan III no mejoro la situación, pues este predicaba hacer la guerra a las autoridades islámicas y organizar una expedición contra La Meca.

Sepulcro de San Francisco Javier

Sepulcro de San Francisco Javier

Pero Francisco Javier se marchó durante diez años, por la costa malabar, Malasia, Molucas y Japón donde consiguió miles de conversiones hasta su muerte en 1552 en la isla de Sanchon, y el traslado de su cuerpo a Goa en 1554

La Iglesia se construyó de 1594 a 1605, es la única cuyas paredes no están encaladas. Casi el mismo tiempo que tardo en construirse el barroco sepulcro que contiene los restos de Francisco Javier y que se terminó en 1698.

Retablo principal de la Basílica del Bom Jesus

Retablo principal de la Basílica del Bom Jesus

Otros monumentos destacados son la enorme iglesia de San Cayetano, las ruinas de la iglesia de San Agustin, el convento de Santa Mónica, que contiene un museo de arte cristiano, etc.

…y la Capilla de Santa Catalina.

Pero yo quisiera destacar una pequeña capilla, la de Santa catalina, muy cerca de la Iglesia de San Francisco de Asís. Esta pequeña iglesia recuerda a muchas de las que hoy se pueden ver en Portugal, por lo que parece un rincón del norte de Portugal, solo que con palmeras alrededor.

Capilla de Santa Catalina en la Vieja Goa

Capilla de Santa Catalina en la Vieja Goa

Si te gusta comparteloTweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Pin on PinterestShare on LinkedInEmail this to someone

Sobre el autor

Salvador Gutiérrez Sánchez, Licenciado en Derecho, y aun preguntándose por qué. Como ya soy mayorcito ahora estoy a punto de graduarme en Geografía e Historia. Adoro viajar desde antes de tener uso de la razón, pues esta la adquirí hace poco. En este blog cuento mis viajes, mis experiencias, y especialmente los testimonios culturales y artísticos de los lugares por donde paso. Creo que un lugar se vive y se entiende mejor si conoces lo que antes sucedió. No pretendo entrar en grandes erudiciones, que o bien no poseo, o no son objeto de este blog. Solo quiero hablar de viajar, viajar y viajar, y de cuando en cuando con un puntito de acidez, e ironía.

Deja tu comentario