San Francisco (II) De Embarcadero a Fisherman’s Wharf

0

San Francisco al borde de la bahía.

Tras haber visitado Chinatown, veremos otro recorrido clásico por San Francisco. Un paseo que nos llevara a la zona de Embarcadero, la Coit Tower, Fisherman’s Wharf , Lombard Street y los famosos tranvias.

tranvias-2Uno de los iconos de San Francisco. El “cable car”.

The Embarcadero.

Comenzamos por Embarcadero, esta área se sitúa al principio de Market Street, una de las principales arterias de San Francisco, su icono mas visible es la torre del Ferry Building, la cual se supone que esta inspirada en la giralda sevillana.

pierb-5The Ferry building y su “giralda”.

pierb-4Justo Al inicio de Market Street se ubica la estatua de Jean Dubuffet, La Chiffonniere (La mujer del trapo) instalada en 1978.

Embarcadero es una zona muy animada en fines de semana gracias a su mercado gastronómico, el llamado Farmer´s market, unos mercadillos muy comunes en San Francisco, y que rompen el tópico de que el americano solo se nutre de pizzas y hamburguesas. Estos mercadillos ofrecen viandas gourmet, ecológicas, etc con una gran variedad y más de 100 puestos. Eso si, un poco caro todo.

pierb-6En el mercadillo de Embarcadero.

Desde Embarcadero se pueden apreciar unas buenas vistas de esta parte de la bahía, con el enorme Oakland Bay Bridge que atraviesa la isla de Yerba Buena y cuenta con un carril peatonal y otro de bici.

pierb-7El enorme Oakland Bridge en su tramo hasta la isla de Yerba Buena.

Desde Embarcadero se puede hacer un itinerario a pie bordeando el paseo marítimo (Waterfront) por la avenida The Embarcadero. En dirección norte nos diriguimos hacia el turístico y popular barrio de Fisherman’s Wharf. Pero se puede hacer una parada para reponer fuerzas. Si desea un restaurante genuinamente americano, de esos que tanto has visto en las pelis, con una simpática camarera, en el camino encontraras el Fog City Diner, para una experiencia 100% yankee.

pierb-8Gastronomía americana 100% (dejo al lector que decida si esto es un halago o una critica)

La Coit Tower.

pierd-4Estatua de Cristóbal Colón junto a la Coit Tower.

Continuando por The Embarcadero, hacemos un desvió para subir a la Coit Tower, para ello a la altura de Levi´s Plaza, giramos hacia el interior de la ciudad y por unas pendientes y escaleras llegaremos a la Coit Tower. Por cierto la antes mencionada Levi´s Plaza se llama así por ser el lugar donde se fundo y estableció la primera fabrica de vaqueros Levi´s Strauss, hoy existe una gran tienda de la marca.

La Coit Tower, cuyo nombre oficial es Lilian Colt Memorial Tower, esta situada en Pioneer Park, lugar en lo alto de la colina Telegraph Hill y mide 64 metros. La torre se financio con el legado de Lilian Hitchcock Coit, mujer enamorada del cuerpo de bomberos (en el buen sentido) y que dejo un tercio de su herencia para el embellecimiento de su amada San Francisco. En 1933 fue concluida en estilo art deco.

pierd-3Alcatraz desde la Telegraph Hill, donde se halla la Coit Tower. Y la inevitable bruma de San Francisco en Agosto.

El arquitecto ganador del concurso fue Arthur Brown Jr. En su diseño original la torre albergaría un restaurante en la parte alta, pero finalmente quedo en una zona de exposiciones y mirador.

Para mí, desde luego lo mas apreciable son sus pinturas murales, un estilo con amplia profusión en América y mucho menos en Europa occidental. Los murales se pintaron con el patrocinio del Public Works Project, un programa de ayudas para artistas inmerso en lo que fue el mastodóntico programa de ayudas públicas conocido como New Deal y puesto en marcha por F.D. Roosevelt para paliar los efectos del crack de 1929. De hecho, este fue el primer programa realizado para artistas.

pierd-1

Los artistas que intervinieron son alumnos de la Escuela de bellas artes de California, tales como Maxine Albro, Otis Oldfield, Mallette Harold Dean, Rinaldo Cuneo, Victor Arnautoff,, José Moya del Pino, Ray Bertrand, Clifford Wight, Edith Hamlin, Suzanne Scheuer, Frede Vidar, Hebe Daum, y George Harris.

pierd-2

En la deprimida America del New Deal previa a la Segunda Guerra Mundial las ideas de izquierda y marxistas campaban con libertad y estos murales son un buen ejemplo, en las mismas aparecen numerosas referencias a El Capital de Karl Marx, hay muchas representaciones de obreros y trabajadores, todos ellos iguales, criticas a los ricos, escenas de igualdad racial. También hay referencias solidarias al famoso incidente protagonizado por Diego Rivera y los patrones del Rockefeller Center neoyorkino que destruyeron el mural “El hombre controlador del Universo” del pintor mexicano, por incluir a Lenin en el mismo.  En general se puede decir que son murales de realismo socialista, pero con un toque americano, e incluso un cierto aire cinematográfico de los años 30.

La mayoría de los murales son accesibles de forma gratuita pues están en la planta baja, pero algunos se sitúan en los pisos superiores que dan al mirador, para ver estos es necesario pagar la entrada al mirador que cuesta 8 $.

pierd-9Calles que bajan de Telegraph Hill hacia Stockton Street.

Una vez completada la visita se puede descender de telegraph Hill por el lado contrario a la bahía hasta cruzarnos con Stockton Street que nos conducirá directamente al Pier 39 punto mas popular de la zona de ocio conocida como Fisherman’s Wharf.

Fisherman’s Wharf.

Sin duda el punto mas animado de la ciudad, situado en la parte norte, empezando desde el este por el muelle 35 y terminando en el famoso Pier 39, la zona alberga numerosos museos, como el Museo de cera, Museo Mecanique (dedicado a las tragaperras), el curioso museo Ripley, ¡aunque usted no lo crea!, dedicado a sucesos increíbles, centros comerciales, hoteles, restaurantes, el Parque Histórico Nacional de San Francisco que alberga seis barcos históricos del siglo XIX, o el submarino de la Segunda Guerra Mundial USS Pampanito.

Fisherman’s Wharf es también el lugar ideal para degustar marisco en San Francisco, la oferta es abundante, desde pequeños restaurantes informales donde se pueden adquirir cucuruchos de gambas y una sopa de almejas, hasta los restaurantes mas reputados como el Scoma´s donde se pueden probar los enormes cangrejos del Pacifico o unas vieiras del tamaño de un solomillo.

pier-10
pier-8 Cangrejo y Vieiras en Scoma´s

El centro comercial Pier 39 esta construido sobre un muelle, desde este muelle se puede ver la isla de Alcatraz y el Golden Gate.

pier-7
pier-6Alcatraz desde el Pier 39.

Cuenta con todos los servicios y atracciones habituales de un centro comercial, junto con el Acuario de la bahía y el centro de interpretación de Mamíferos Marinos. Pero posiblemente su mayor reclamo es la abundante colonia de leones marinos de California que se agolpan en su muelle deportivo. Estos aparecieron en 1989 sin previo aviso y se instalaron en este muelle. La colonia es sensiblemente menor en verano, pero en invierno puede llegar hasta los dos mil individuos.

pier-5
pier-1
pier-2La colonia de leones marinos del Pier 39.

Fisherman’s Wharf es el punto ideal para iniciar o finalizar un recorrido en tranvía por San Francisco, pero dejaremos este punto para el final. Primero nos acercaremos a una de las turistadas más típicas de San Francisco. 

Lombard Street.

pierd-5Lombard street desde la Coit Tower.

El hecho de que esta calle, sea todo un icono turístico de la ciudad no deja de ser algo ridículo, vamos que tampoco es para tanto. Pero nosotros fuimos, por supuesto, para eso somos turistas, además la “atacamos” por su parte alta, es decir la zona lineal de la calle que corona la colina, desde la que luego baja serpenteante. Esta parte es una de las mas inclinadas calles de San Francisco, el olor a caucho y el ruido chirriante de ruedas es fruto de los fuerte acelerones que han de dar los vehículos para arrancar en los semáforos, producto de la pronunciada pendiente.

pierd-10Subiendo por Lombard Street, con olor a caucho.

Lombard Street es una calle bastante larga, pero solo es famoso este pequeño tramo, el situado entre Russian Hill y Hyde Street, lugar donde la calle realiza ocho sinuosas curvas. La calle se concibió en 1922 para poder ser transitada por vehículos de combustión, algo que hubiera sido imposible de forma rectilínea al tener una pendiente de 27 grados.

pierd-8Lombard street es toda una atracción turística.

pierd-7La Coit Tower desde Lombard Street.

Tranvias de San Francisco.

tranvias-1Tranvias de las lineas Powell & Mason

Tras Lombard Street volvemos a la zona de Fisherman’s Wharf para tomar el tranvía. Desde aquí parten las líneas Powell Hyde y Powell Mason, las cuales debido a su indudable tirón turístico operan vehículos históricos. Su nombre oficial es Cable Car, no confundir con los Street Car que también son tranvías, pero modernos y sin interés turístico. De hecho, los Cable Car cuestan 7 dólares frente a los 2,25 de los Street Car.

tranvias-3La estampa de San Francisco.

Los primeros tranvías eran tirados por caballos y eran de dudosa eficacia a consecuencia de las empinadas cuestas de la ciudad. En 1873 arranco el primer tranvía eléctrico, y en 1947 se propuso la retirada de los mismos, pero una fuerte movilización vecinal se opuso firmemente al fin de los tranvías y en 1964 estos fueron declarados Patrimonio Histórico Nacional.

tranvias-8

Utilizar los tranvías en San Francisco es sin duda una actividad inexcusable en la visita a esta ciudad, además de trasladarte de un punto a otro, es sumamente entretenido, puedes incluso ir colgado de los laterales del tranvía en algunos tramos, y hasta puede tener suerte y que te toque un conductor (como fue mi caso) que grite ¡Uuuuuuuuuhh! Cada vez que se inicia un descenso prolongado.

tranvias-6¡Uuuuuuuuuhh!

Sobre el autor

Salvador Gutiérrez Sánchez, Licenciado en Derecho, y aun preguntándose por qué. Como ya soy mayorcito ahora estoy a punto de graduarme en Geografía e Historia. Adoro viajar desde antes de tener uso de la razón, pues esta la adquirí hace poco. En este blog cuento mis viajes, mis experiencias, y especialmente los testimonios culturales y artísticos de los lugares por donde paso. Creo que un lugar se vive y se entiende mejor si conoces lo que antes sucedió. No pretendo entrar en grandes erudiciones, que o bien no poseo, o no son objeto de este blog. Solo quiero hablar de viajar, viajar y viajar, y de cuando en cuando con un puntito de acidez, e ironía.

Deja tu comentario