Lamiña, senderismo y prerrománico en Cabuérniga

0

Lamiña. Un pueblo con senderos e historias.

lamiña senderismo prerromanico

Después de una entrada dedicada al Valle de Cabuérniga, y otra a Bárcena Mayor, su pueblo más turístico, cierro esta “trilogía” con otro de sus pueblos, Lamiña. No es el más turistico, ni el más bonito, pero es el mío, al menos el de mi familia paterna, así que por eso le dedico un post, porque me da la gana vamos.

lamiña-16

senderos en Lamiña CabuérnigaSenderos de Lamiña

Lamiña es una barriada del municipio de Ruente y se encuentra un rellano elevado de una de las laderas del Valle. Esta es una indudable virtud, pues al no estar a la orilla de la carretera general, queda más aislado y tranquilo.

lamiñaLamiña se encuentra en un alto del valle de cabuérniga

Si bien el pueblo no tiene las mas solemnes y robustas casonas del valle, si presume de ser de los mas antiguos, y cuenta con varias casas llanas del siglo XVII y XVIII, con solana y balcón. En el llamado Barrio del Cogullo hay un par de casas con grandes soportales de piedra.

lamiña casa pintaLa llamada Casa Pinta del siglo XVIII, esta debe su nombre a las pinturas policromadas de sus muros.

casa del madero lamiñaCasa del madero en la “Coteruca”

En la plaza del pueblo conocida como “coteruca”, por ser un cotero donde se ubica, se encuentra la casa del madero. Llamada así por el tronco de árbol que ocupa toda la fachada y cuyo origen puede ser los antiguos concejos abiertos, un sistema de organización municipal de reminiscencia medievales. Los más viejos de lugar no recuerdan desde cuando esta ese tronco allí colocado.

madero lamiñaNadie sabe cuanto tiempo lleva este madero aquí.

Muy cerca de la Plaza se encuentra el Bar, (el antiguo, pues cuenta con otro moderno) que conserva su aspecto desde hace no se cuantas décadas.

Lamiña barEl primitivo bar del pueblo.

La ruta de las cascadas.

Pero pasemos a aquello que pueda tener interés para el lector. Desde no hace muchos años se ha promocionado y acondicionado la ruta de senderismo conocida como las cascadas de Lamiña. Para ella se ha señalizado el camino y se han construido pasarelas y puentes donde era necesario.

cascadas de lamiña senderoHacia las Cascadas de Lamiña.

El goteo de visitantes es constante durante los meses estivales, sin llegar por ello a ser excesivo y romper el encanto. Vamos que son muchos los visitantes, pero no a la vez. Como es lógico los que allí hemos pasado muchos veranos, presumimos de haber ido a las cascadas y bañarnos en ellas cuando acceder a las mismas no eras tarea fácil, pues nadie las conocía.

cascadas Lamiña

Existen algunas variantes para hacer esta ruta, que se explican bien en este enlace

Básicamente existe la versión para caminantes y la versión para vagos. En la primera partiendo de Barcenillas, se puede caminar hasta Lamiña, y continuando por la ruta de la ermita de San Fructuoso llegar al paso canadiense, en donde un desvió nos saca de la pista, y nos introduce en un sendero boscoso que sigue la corriente del arroyo rió arriba hasta llegar a las cascadas.

Para regresar al paso canadiense podemos volver sobre nuestros pasos, o subir a lo alto de las cascadas siguiendo un sendero que desemboca en la pista inicial, solo que ha 550 metros del paso canadiense. Desde allí en lugar de volver por Lamiña, seguimos el arroyo en un camino totalmente llano y llegaremos a Barcenillas. Naturalmente se puede hacer al revés, ir por el arroyo y regresar por Lamiña, o iniciar la ruta en Lamiña.

ruta de las cascadas de Lamiña

La versión para vagos consiste en ir con coche hasta el paso canadiense con lo cual la ruta hasta las cascadas se convierte en un pequeño paseo.

El tramo desde el paso canadiense hasta las cascadas es el mas atractivo sin duda, por lo frondoso y verde del camino, que bordea una arroyo con su agradable sonido. La ruta no entraña ningún tipo de dificultad.

senderismo cascadas de Lamiña

Una vez llegados a las cascadas muchas personas se quedan en la primera que ven, pues no se indica adecuadamente que bordeando un poco el arroyo se llega a otra segunda cascada mas escondida. Las cascadas no son Iguazú pero tienen su gracia y el lugar es agradable, especialmente el paseo hasta alcanzarlas. Bañarse es opcional, y depende de lo friolero que se sea, pues el agua esta “fresquita”.

Lamiña cascadasCasi llegando a las Cascadas.

cascada lamiña

Primera de las cascadas, la mas alta, y a menudo la única que ve mucha gente.

cascadas-8La otra cascada, más escondida.

La ermita de San Fructuoso.

Mucho menos frecuentado esta el otro atractivo de la ruta, la ermita de San Fructuoso, esta solo puede verse si se opta por el camino que pasa por Lamiña, no así si se parte por la ruta del arroyo de Lamiña. La ermita del siglo XVI o XVII en medio de un “prao” (que por allí no se dice prado) no reviste mayor interés, aquí “la belleza está en el interior”.

sanfructuosoAtisbando la ermita de San Fructuoso

Esta ermita se edifico sobre los restos de un antiguo monasterio de la Alta Edad Media, construido en lo que por entonces era el camino de los foramontamos primitivo. Tenemos la primera referencia a  este cenobio en el cartulario de Covarrubias que en el año 978 dice “in Kaornega illo monasterio Sancti Fructuosi que vocitant illa Mima cum suos monasteriis”.

ermita sanfructuoso

En 1985 se decidió hacer unas excavaciones al pie de la fachada y algunas catas en el interior, fruto de las mismas se encontraron nueve tumbas y restos de cerámica del siglo IX.

tapa sanfructuosoTapa de sarcófago con decoraciones circulares, sirviendo de banco en el porche de la ermita.

En el interior alberga varios restos preromanicos, como dos pequeñas columnillas con capiteles sogueados, la pila bautismal, algunas pinturas en los muros y el magnífico sarcófago preromanico.

interior ermita san fructuoso

sanfructuoso-8

El sarcófago es el mayor ejemplo de arte astur en toda Cantabria. La decoración de los lados se compone en una línea de cuadrados con sus lados curvos e inscritos en un circulo, y otra línea con esvásticas dentro de circulo. Con la particularidad que en un lado están los cuadrados arriba y en el otro son las esvásticas las de primera línea.

sarcófago de san fructuoso

sarcófago de Lamiña

En cuanto a la tapa, por un lado cuadrados dentro de circulo y en otro rosas tetrapétalas dentro de circulo. La parte superior de la cubierta tiene cuatro bandas longitudinales de clara inspiración asturiana.

sarcófago prerromanico lamiñaLas rosetas se relacionan con la vida celestial, los cuadrados curvos con la salvación y las esvásticas con el Sol o Cristo.

Pero es en los pies del sarcófago donde se encuentra el elemento mas reconocible como asturiano, la cruz patada, símbolo de la monarquía astur. La protuberancia circular que se aprecia en la cubierta se usaría para el movimiento de la tapa.

sanfructuoso cruz patada

Para los mas interesados en el tema este enlace ahonda en la explicación de los restos pre-románicos. Por cierto, que se menciona a la escritora historiadora Maria Ealo de Sá como persona que documento los hallazgos en la ermita de San Fructuoso antes de su restauración y afirma que se encontraba en deplorable estado de abandono. Puedo dar fe, pues fuimos muchos los niños que entrabamos en la ruinosa ermita y jugábamos con todo lo que allí encontrábamos, y no pocas veces (cuando no tenía agua o humedades), el sarcófago fue el perfecto lugar para jugar al escondite.

A este respecto, mencionar que para poder ver el interior de la iglesia es necesario solicitar la llave en Lamiña, preguntando a cualquier vecino, este les referirá donde obtenerlas.

darioazul-1

Sobre el autor

Salvador Gutiérrez Sánchez, Licenciado en Derecho, y aun preguntándose por qué. Como ya soy mayorcito ahora estoy a punto de graduarme en Geografía e Historia. Adoro viajar desde antes de tener uso de la razón, pues esta la adquirí hace poco. En este blog cuento mis viajes, mis experiencias, y especialmente los testimonios culturales y artísticos de los lugares por donde paso. Creo que un lugar se vive y se entiende mejor si conoces lo que antes sucedió. No pretendo entrar en grandes erudiciones, que o bien no poseo, o no son objeto de este blog. Solo quiero hablar de viajar, viajar y viajar, y de cuando en cuando con un puntito de acidez, e ironía.

Deja tu comentario