Jodhpur, la Ciudad Azul de Rajasthán el mayor secreto de la India

0
Si te gusta comparteloTweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Pin on PinterestShare on LinkedInEmail this to someone

Jodhpur Una ciudad azul bajo un enorme fuerte.

 Jodhpur la Ciudad Azul, es la segunda ciudad de Rajasthán y a pesar de su enorme encanto no todos los viajeros la incluyen en sus itinerarios por este estado de la India. Un error. Su espléndido castillo encaramado en una colina, su fabuloso bazar, uno de los mejores de Rajasthán y el color de sus casas, ¿añil?, ¿cian?, ¿celeste? conforman una postal inolvidable para todo el que tenga la suerte de contemplarla.

jod4

Jodhpur La Ciudad Azul de Rajasthán

 La Llegada a la Ciudad Azul

 En mi caso era una parada intermedia entre las más populares Udaipur y Jaisalmer, pues no quería hacer un trayecto tan largo como el de Udaipur a Jaisalmer en un solo día, así que considere a Jodhpur un destino de transición.  Afortunadamente la transición resulto de lo más gratificante, Jodhpur es una de las ciudades más bellas no de Rajasthán, sino de la India.

 El autobús de Udaipur a Jodhpur emplea 6 horas, incluyendo una pequeña parada en una dhaba del camino. Una de las razones para optar por el autobús en lugar del tren es que el “express” que va a Jodhpur tarda 12 horas.

jai6

Calles estrechas en Jodhpur

 Dinesh el regente del hotel de Udaipur me ha proporcionado la dirección donde alojarme. El Hotel Raman un edificio con una fachada que imita a las antiguas havelis. Tiene habitaciones decentes y una apacible y acogedora terraza en lo alto del edificio.  En esta se puede cenar y disfrutar de la agradable temperatura nocturna.

 El dueño es un indio de poco más de 150 cm de estatura que cuando me ve me da un abrazo como si me conociera de toda la vida y a continuación me suelta como una metralleta todas las informaciones, favores y ayudas que puede prestarme para hacer mi estancia en Jodhpur lo más placentera posible.

 Una vez acomodado y repuesto del viaje salgo a zambullirme en la ciudad. El hotel no está precisamente céntrico, y como es normal la parte periférica de la ciudad es fea, contaminada, sucia y polvorienta, pero una vez en la zona histórica de la ciudad, el panorama cambia radicalmente.

 La ciudad dominada por el fuerte Meherangarh, es un entramado laberintico de casitas y havelis de color añil alrededor de un gran bazar en cuyo centro se alza la torre del reloj.

clock-jodhpur

Clock Tower en Jodhpur. Clark & Kim Kays Lic Cc by-nc-nd/2.0/

 Al igual que en Udaipur los restaurantes ofrecen sus servicios en acogedoras azoteas adaptadas como comedores. La vista de la fortaleza desde estas azoteas es sin duda un gran aderezo a las comidas.

El fuerte Mehrangarh desde las azoteas de Jodhpur

El fuerte Mehrangarh desde las azoteas de Jodhpur

La ciudad no es tan turística como Udaipur pero empiezo a sospechar que me va a gustar más.

Una pincelada histórica

La historia de Jodhpur tiene grandes paralelismos con la de Udaipur.

 Udaipur nace como nueva capital del Reino de Mewar, al abandonar la vieja Chittorgarh sus soberanos rajputas en 1567 por la presión mogol.

 Jodhpur nace por fundación del rajputa Rao Jodha (de ahí su nombre) que abandona Mandore por idénticos motivos en 1459.

Ajit Singh

El soberano de Jodhpur Ajit Singh

Esta presión mogol provoco que la nueva capital se cimentase en base a una imponente e inexpugnable fortaleza.

 La misma no fue rendida por los mongoles que se vieron obligados a cambiar de estrategia. Formalizaron entonces alianzas matrimoniales que favorecieran el comercio en la ciudad a cambio de servicios militares en la conquista de Gujarat.

La alianza proporciono un periodo de bonanza gracias a su condición de ruta de paso entre Delhi y Gujarat, sin embargo a mediados del siglo XVII los rajputas de Jodhpur apoyaron al rebelde mongol Sha Jahan en contra del sanguinario Aurangzeb. Quien saqueo Jodhpur en 1678.

 El rajputa destronado Ajit Singh tardó 30 años en recuperar su feudo y su aureola de héroe tuvo su “cenit” cuando seis de sus mujeres y 58 concubinas se arrojaron a la pira funeraria del soberano en un acto de satí.

 Siguiendo los paralelismos con Udaipur, ciudad rival con la que mantuvo guerras feudales en el siglo XVIII. Jodhpur fue sometida por los Maharattas pocos años antes que Udaipur y al igual que esta, se liberó de su dominio mediante el pacto con los británicos

El fuerte Meherangarh en Jodphur

 El fuerte Meherangarh abre de 9 a 17 horas y cuesta 400 rp más 100 por cámara de fotos o 200 de video.

mehrangarh

Foto Sergio Carbajo. www.saylluiiis.com/

 Esta fortaleza tiene una clara diferencia con el Palacio de Udaipur. En este hay un carácter completamente palaciego con fines de corte, incluso de recreo. Aquí por el contrario predomina la función militar, su emplazamiento y sus gruesas murallas le dan ese aspecto de inexpugnable nido de águilas.

jod3

Interior del fuerte de Meherangarh en Jodhpur

 Se llega al fuerte Meherangarh por una larga pendiente en curva que esta jalonada por seis puertas cuya misión era dificultar el avance enemigo. Una vez hemos traspasado todas las puertas llegamos al museo Meherangarh donde se puede admirar la fantástica obra de jalí (celosía) que adorna los muros de las estancias palaciegas.

Las celosías del fuerte Mehrangarh

Las celosías del fuerte Mehrangarh

 El fuerte Meherangarh es marcial por fuera, pero hedonista por dentro.

Takhat Mahal, una de las lujosos estancias del fuerte de Jodhpur

Takhat Mahal, una de las lujosos estancias del fuerte de Jodhpur. Foto Thessilian Lic Cc /by-nc/2.0/

Tras las trabajadas celosías se encuentran ricas y decoradas estancias con filigranas de oro, mármoles, espejos y piedras semipreciosas. Es el rococó en versión india.

Pero quizás llama más la atención al visitante el paseo por lo alto de la muralla, pues las vistas de la ciudad son magníficas desde la fortaleza.

 Uno de los mejores bazares de Rajasthán

Una vez concluida la visita me sumerjo en las callejuelas aledañas al bazar, las laberínticas calles azules brindan una de las más exóticas experiencias de Rajasthán, su aire medieval y el pintoresquismo de sus habitantes te trasladan a otros tiempos. Las callejuelas conducen al gran bazar.

jod2

Las celestes calles de Jodhpur

Si el viajero no tiene claro en donde hacer sus compras durante su viaje a la India y Jodhpur está entre sus visitas. Este es el sitio.

 Todo lo que Rajasthán puede ofrecer en materia de especias, joyería, bisutería, artesanía, sedas, tejidos etc. Se encuentra en el mercado de Jodhpur. Y además en un ambiente sometido a una presión “turística” muy inferior a la de otros lugares como Pushkar, Jaipur, Udaipur o Jaisalmer.

jod7

El bloguero perdido por Jodhpur

 Un bazar para disfrutar y recorrer. Y al atardecer subir a la azotea del algún restaurante para cenar un arroz basmati acompañado de una banana lassi.

 Cuatro fueron las ciudades que visite en Rajasthán. Udaipur, Jodhpur, Jaisalmer y Bikaner. Jodphur la Ciudad Azul de Rajasthán es mi favorita.

jod9

Si te gusta comparteloTweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Pin on PinterestShare on LinkedInEmail this to someone

Sobre el autor

Salvador Gutiérrez Sánchez, Licenciado en Derecho, y aun preguntándose por qué. Como ya soy mayorcito ahora estoy a punto de graduarme en Geografía e Historia. Adoro viajar desde antes de tener uso de la razón, pues esta la adquirí hace poco. En este blog cuento mis viajes, mis experiencias, y especialmente los testimonios culturales y artísticos de los lugares por donde paso. Creo que un lugar se vive y se entiende mejor si conoces lo que antes sucedió. No pretendo entrar en grandes erudiciones, que o bien no poseo, o no son objeto de este blog. Solo quiero hablar de viajar, viajar y viajar, y de cuando en cuando con un puntito de acidez, e ironía.

Deja tu comentario